Hoy leemos: Las orejas traviesas

osoorejas-2Hace menos de dos semanas gracias a literatura SM llegó a nuestra casa un cuento genial 😀 , Las orejas traviesas de Elvira Menéndez como autora y Erica Salcedo como ilustradora.

La historia nos cuenta como Pipo un día se despierta (bueno le despierta su Mami)… Y ¡¡¡no tiene sus orejas!!! Como la mayoría de l@s niñ@s, lo primero que hace es pedir ayuda a su Mami… La dice que no tiene orejas, pero ésta no le cree 😦 y piensa que le está gastando una broma.

Pipo se da cuenta que su mami no le va ayudar y las tiene que encontrar el solo… Las busca por todas partes, pero no las encuentra 😦 … Su madre le sigue metiendo prisa porque no llega al cole, pero Pipo no quiere ir al cole sin orejas…

Pipo mira hacía arriba y sus orejas… ¡¡¡Están bailando en la barra de las cortinas!!! En vez de ir con Pipo se montan en un tren de juguete… Mientras su mami le sigue regañando, esta vez por ponerse a jugar con el tren… Pipo dice que son sus orejas, pero su mami no le cree 😦 (sigue pensando que es una broma) y le manda a la ducha con una frase… Que seguro que a Pipo no le hace ninguna gracia “Y no te olvides de lavarte detrás de las orejas”.

Este es el momento que tengo que decir:

¡¡¡ATENCIÓN SPOILER!!!

osoorejas-4

osoorejas-5

osoorejas-3

Pipo consigue atrapar a sus orejas, le pregunta a su mami con que se las pega y ella le contesta con saliva ¿?¿? ¿Qué ocurre? que al ducharse… La saliva no vale para pegar las orejas y se vuelven a escapar… Pero Pipo es muy listo las vuelve a coger, se las vuelve a pegar y se pone un gorro de ducha 😀 . Como no quiere que se le escapen se va a desayunar con su gorro de ducha… Imagínate las respuestas de la madre (que no te voy a contar yo todo 😛 ).

Las orejas hacen de las suyas ¡¡¡y se meten en la mermelada!!! Pipo se empieza a enfadar… Las coge, las regaña y las amenaza… Y consigue que se queden en su sitio.

Cuando se prepara para ir al cole y coge los guantes y el gorro para ponérselos… Las caprichosas orejas quieren también guantes, Pipo para que no se le escapen se pone un guante en cada oreja…

Al llegar al cole, la profe le pregunta por los guantes en las orejas y Pipo le cuenta todo, pero… No le cree 😦 menos mal que una amiga le dice que si y le cuenta que la pasó a ella 😉 .

osoorejas-1

Es un cuento que me encanta, a mi Peque también. Los primeros días como no conocía el final se quedaba en las primeras páginas mirando a Pipo con orejas y sin orejas 😀 . Luego se ha convertido en una lectura diaria (varias veces 😉 ).

Como es un libro con las hojas finas (no es para bebés, pero mi Peque ya tiene dos años y medio y es GRANDE), lo tenemos en una estantería un poquito más alta para que nos lo pida 😉 , estamos intentando con esto que aprenda a “cuidar las cosas”.

El cuento pienso que aunque sea para niñ@s de unos tres años… Es más para mamás/papás de niñ@s que rondan esa edad… Ya que nos cuenta sus preocupaciones:

– ¡Se les pierden las orejas! Pero da igual, tenemos prisa hay que ir al cole…

– Se le ha perdido algo, bueno pues ya aparecerá o me está gastando una broma…

– Se avergüenza de ir al cole, pero no es para tanto…

– Los adultos no le creen, pero es porque tiene mucha imaginación…

 

Muchas veces me cuesta ponerme en el lugar de mi Peque, pero hay cosas que aparecen que nos ayudan en nuestra aventura…

 

 

 

Anuncios

10 thoughts on “Hoy leemos: Las orejas traviesas

  1. Cuánta razón en que a los adultos nos cuesta ponernos en el lugar de los pequeños. El martes mismo tuve la reunión del trimestre en el colegio de mi hijo, junto a todas las mamás de la clase, y hubo un comentario de la profesora hablando sobre conflictos que chirrió en mi cabeza : “Bueno, a veces discuten por cosas que no tienen la mínima importancia y hay que hacérselo ver”. Afortunadamente una madre me leyó el pensamiento y se atrevió a replicarle “Son de mínima importancia para los adultos, pero para ellos es en ese momento lo más importante y quizás habría que prestarle la atención debida y ayudar a resolverlo, antes que decirles “bah, no tiene importancia””.
    Sé que a la docente le molestó, pero es una verdad como un mundo. Qué poco nos costaría pensar que sus preocupaciones son tan pequeños como ellos, por lo tanto son grandes e importantes.

    Me gusta

    • Que grande la respuesta de la otra mamá!!! Es una pena que a veces no nos demos cuenta de esas cosas y les quitemos importancia… Sus preocupaciones para ellos son muy importantes y por lo menos a mí me cuesta un montón ponerme en su lugar 😦

      Me gusta

  2. Es verdad!!! A veces le damos poca importancia a sus preocupaciones o problemas!!
    Me ha gustado mucho el cuento, me lo apunto para cuando P sea más grande, pq por ahora para el los duros son los mejores, le encanta pasar las hojas a él (TODO lo tiene q hacer el solito) y claro los de hojas normales se rompen 😦.
    Muy bonito y nos lo has contado muy bien Papa Bicho raro!

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s